Ciertos cuidados son esenciales a la hora de cuidar nuestra piel y tener un cutis radiante todo el tiempo. Independientemente de tu tipo piel, te mostramos 10 reglas que son indispensables para su cuidado.

 1. Cuidar la piel según su tipo

Al momento limpiar el piel, es fundamental aplicar los productos adecuados para tu tipo piel, especialmente si se sufre de alguna enfermedad cutánea. La piel grasa tiene diferentes necesidades que la piel seca. Si no usas los productos adecuados, estos podrían ocasionar formación de acné o resequedad, por mencionar algunos ejemplos.

2. Tener precaución en las zonas más sensibles

Los ojos, labios y otras partes del rostro contienen una piel muy fina y frágil. Estas áreas requieren de un cuidado especial. Arrugas, deshidratación, hinchazón, falta de luminosidad y firmeza, son algunos “problemas estéticos” que se manifiestan aún con más fuerza en zonas sensibles y visibles como contorno de los ojos y labios. Estos signos que restan belleza a tu rostro suelen desaparecer tras un buen descanso y con la aplicación de algún cosmético específico de acción astringente que active la circulación. Productos a base de vitamina K y C o con extractos de pepino, mentol, etc., son recomendables para tratar estas zonas.

3. Una limpieza suave

El cuidado de la piel sensible comienza con la limpieza. Para no irritar la piel y conservar su equilibrio, utiliza desmaquillantes fisiológicos, especialmente formulados para cuidar tu piel con cuidado. En el caso de la piel seca, lávate una vez al día. Si tu piel es muy seca, lavarte la cara más de una vez al día solo la secará aún más. En las mañanas, solo refréscate la cara con un salpicón de agua tibia o con un paño húmedo en vez de hacer una rutina completa de limpieza facial. Evita utilizar un jabón de manos o cuerpo para lavarte el rostro. La piel del rostro es más sensible que la piel de cualquier otra parte del cuerpo y los jabones agresivos pueden provocar que tu piel quede seca e irritada.

4. El cuidado en el contorno de los ojos

El cuidado cosmético del contorno de los ojos debe ser prioritario a partir de los 25 años para mantener la piel elástica y mitigar, o si es posible evitar, las ojeras, las bolsas y las arrugas.
Los cuidados esenciales son: una limpieza rigurosa pero suave, y una buena hidratación y nutrición.
Los cosméticos deben aplicarse en pequeñas cantidades de producto (gotitas como granos de arroz) en las zonas donde acaba el hueso alrededor de la órbita ocular.

5. La importancia de la exfoliación

Exfóliate suavemente la piel. La exfoliación es el proceso en el que se frota suavemente la piel para eliminar la suciedad y las células muertas. Al exfoliarte cada pocos días, evitarás que tus poros se tapen y ayudarás a que la piel de tu rostro luzca fresca y radiante. Por otro lado, exfoliarse con demasiada frecuencia o con mucha fuerza podría irritar la piel. Hazlo solo unas pocas veces a la semana y asegúrate de no frotarte demasiado fuerte, en especial si tienes una piel propensa al acné.

6. Hidratación

Termina el lavado con una crema hidratante. Escoge una crema hidratante formulada para la piel del rostro, segun tu tipo de piel, y aplícate una cantidad del tamaño de una moneda sobre la cara. La crema hidratante ayuda a proteger la piel de los factores externos, manteniéndola joven y radiante. Si te lavas la cara justo antes de dormir, usa una crema hidratante más intensa para ayudar a que tu piel se renueve durante la noche.

7. Utilizar maquillaje hipoalergénico, preferiblemente.

Los maquillajes hipoalergénicos estan especialmente formulados para satisfacer las necesidades de todos los tipos de piel, incluso las más sensibles. Por eso son siempre una buena opción.

8. Protección contra el sol

Sea cual sea la estación del año, elige un cuidado diario que incorpore un filtro solar. Te permite mitigar los efectos adversos del sol, acelerador del envejecimiento cutáneo.

9. Cuidado con las agresiones externas

La piel está diariamente expuesta a agresiones externas, microorganismos patógenos, alérgenos y contaminación. Debemos tener en cuenta estos factores para proteger la piel antes de salir al exterior. Por eso es siempre importante limpiar el rostro por las noches antes de acostarnos, aun si no nos maquillamos durante el día.

10. Dale IMG_8824 (Large)atención a tus labios!

Mantén siempre tus labios hidratados y utilizar productos especiales para los labios. Lleva siempre un labial hidratante en el bolso para mantener hidratados los labios durante todo el día.
Aplica crema o aceite de labios todas las noches antes de ir a dormir para evitar que se sequen y se agrieten.

 

Advertencias:

-No te acuestes sin desmaquillarte.
-No utilices dos veces la misma toalla sin haberla lavado.
-No te laves la cara con demasiada frecuencia. Si lo haces, eliminarás por completo la capa natural de grasa protectora, estimulando la producción de sebo más de la cuenta.
-Si tienes la piel sensible, prueba siempre los productos nuevos en una zona segura antes de usarlos en todo el rostro. Aplícate una pequeña cantidad del producto en el dorso de la mano, por ejemplo, y espera diez minutos para ver si la piel se enrojece o se irrita.

COMPRA ONLINE!

Estas son algunas recomendaciones de productos para el cuidado de la piel que nunca deben faltarte!